viernes, 3 de abril de 2020

"La princesa manca" de Gustavo Martín Garzo

La princesa manca
Texto: Gustavo Martín Garzo
Ilustración: Mo Gutiérrez Serna
Editorial Kalandraka
Colección Kalandraka +
ISBN: 978-84-8464-461-3
160 x 240 mm, 152 páginas
15 €, (+ 12 años) 2020.



Por José R. Cortés Criado.

La ausencia de su amiga y las penalidades de su búsqueda le habían revelado que la vida del hombre no podía bastarse a sí misma y que no merecía la pena sin el cuidado ni la alegría del amor”. Gustavo Martín Garzo: La princesas manca.


Volver a leer este libro después de veinticinco años me ha hecho disfrutar de él como si fuese la primera vez, y es que comenzar con ese “hace muchos años...” nos transporta a otra dimensión donde la vida se vive con otra intensidad, los sucesos extraños son corrientes, los personajes más extraños hacen cosas normales, y como dice su autor: “En el mundo hay lugares donde todo lo que creemos imaginado puede ser real” y este libro es el lugar donde ese fenómeno se da.

Esteban, su protagonista vive en el interior de un bosque, su abuelo le enseñó los secretos de la naturaleza y una forma de vida sin envidiar nada y valorando el entorno. Es un ser bondadoso, cuida el bosque como si fuese su jardín, ayuda a quien lo necesite y busca hacer el bien por encima de todo.

Las vivencias de este personaje son increíbles, desde su espacio en medio de la naturaleza empieza un periplo en busca de su verdadera amiga, que nos es más que una mano, pequeña, ágil, suave...que tiene vida propia y como tal necesita alimentarse para vivir. La mano llegó hasta él por medio de un extraño anciano de insaciable apetito, y no fue una casualidad.

La relación entre Esteban y la mano es única, son una pareja perfecta, se entienden y complementan fácilmente, hasta que se la arrebatan y entonces comienza el peregrinaje en su búsqueda. Cada vez que avanza en medio de la naturaleza descubre algo novedoso, ya sea un reino donde el rey vive atormentado por el sueño eterno de su hija, una pareja extraña, ella manca y él con el pecho atravesado por una flecha que también le partió el corazón; un país donde todas las mujeres son mancas, unos pastores que cuentan historias a la luz de la lumbre en su trashumancia...

Estos personajes extraños como los pastores, un estudiante, un doctor, un rey, un joven atravesado por una flecha que vive a pesar de ello, un doctor, un anciano que oculta más de lo que cuenta y un lugar donde viven muchas manos cercenadas configuran un marco donde todo es posible, lo real y lo imaginable. De las sabias palabras de ellos surge una ancestral sabiduría que enriquece la lectura, ya sea por los profundos diálogos o las magníficas descripciones del entorno natural cargadas de lirismo.

Los sueños, lo ingeniado, los deseos, lo inesperado, las viejas historias, los temores...se van entrelazando en esta historia donde confluyen otras, que dotan de una estructura solida y mágica al libro. La realidad de Esteban, la búsqueda del amor, los espacios bucólicos, los lugares oníricos, los consejos de los ancianos y las esperanzas de mitigar todos los males hacen que esta historia coja fuerza capítulo tras capítulo y atrape al lector de tal manera que no desea llegar al final.

El buen hacer de Gustavo Martín Garzo está fuera de toda duda, como lo demuestra su extensa obra y sus galardones; él sabe construir un relato de suma belleza y suficiente magia para llevar a los lectores a un mundo único donde lo sobrenatural se presenta como normal en esa intriga que envuelve todo desde la primera página. Libros como este hacen buenos lectores.

El libro está primorosamente ilustrado por Mo Gutiérrez Serna, que recurriendo, sobre todo, a trazos finos de color negro nos dibuja rostros y numerosas manos, a los que puede añadir trazos en otros tonos, y muchas manchas de colores primarios, que superponiéndose, crean nuevas tonalidades de forma sutil, recreando elementos difíciles de catalogar pero que embellecen las páginas. Son imágenes muy bellas, tenues y seductoras.

Si quieres conocer otro libro de Gustavo Martín Garzo pincha aquí.


jueves, 2 de abril de 2020

Día Internacional del Libro Infantil. 2 de abril de 2020.


Día Internacional del Libro Infantil. 2 de abril de 2020.


Por José R. Cortés Criado.

El día  2 de abril, coincidiendo con la fecha del nacimiento del escritor danés Hans Christian Andersen, el IBBY anima a la celebración del Día Internacional del Libro Infantil para promocionar los buenos libros infantiles y juveniles y la lectura entre los más jóvenes desde el años 1967.

Cada año, una sección nacional del IBBY patrocina el Día del Libro Infantil y selecciona a un escritor representativo y a un reconocido ilustrador de su país para que elaboren el mensaje y el cartel dirigido a todos los niños del mundo.

Este año le corresponde a la sección de Eslovenia, que difunde el mensaje de Peter Svetina, «Hambre de palabras», que está ilustrado por Damijan Stepančič.

Este es el mensaje publicado en la web de la OEPLI.

Hambre de palabras

Donde yo vivo, los arbustos se vuelven verdes a finales de abril o principios de mayo. Al poco tiempo, se llenan de crisálidas de mariposas, que lucen como vetas de algodón o algodón de azúcar. Las orugas devoran los arbustos hoja tras hoja, hasta dejarlos despojados. Cuando las mariposas salen de sus crisálidas, echan a volar, pero los arbustos no quedan arruinados. Al llegar el verano brotan de nuevo, y así una y otra vez. 
Esta es la imagen de un escritor, la imagen de un poeta. Son carcomidos, agotados por sus historias y sus poemas, las cuales, una vez finalizadas, emprenden su propio vuelo, refugiándose en los libros y encontrando a sus lectores. Esto no deja de repetirse.
¿Qué ocurre con estas historias y estos poemas?
Conozco a un chico al que tuvieron que operar de los ojos. Tras la operación, pasaron dos semanas donde solo se le permitió permanecer recostado sobre su lado derecho, y después de aquello, otro mes donde no pudo leer nada. Cuando volvió a coger un libro, mes y medio después, sintió como si estuviera recogiendo palabras a cucharadas, casi comiéndoselas.
Y conozco a una chica que ahora es maestra. Me dijo: pobres de aquellos niños a los que sus padres no leían libros.
Las palabras en los poemas y en los cuentos son alimento. No alimento para el cuerpo, nada que pueda llenar el estómago. Son alimento para el espíritu y para el alma.
Cuando el hombre tiene hambre o sed, se le encoge el estómago y se le seca la boca. Busca encontrar algo para comer, un trozo de pan, un plato de arroz o de maíz, un pescado o un plátano. Cuanto más hambriento se encuentra, más se le estrecha la mirada; ya no ve otra cosa que aquello que pueda saciarle.
Sin embargo, el hambre de palabras se manifiesta de forma distinta: como una tristeza, una apatía, una arrogancia. Las personas que sufren de este tipo de hambre no son conscientes de que sus almas están tiritando, de que están pasando junto a sí mismas sin haberse percibido. Una parte de su propio mundo se les va de las manos sin ellos darse cuenta.
Este tipo de hambre es la que sacian los poemas y las historias.
¿Existe, no obstante, esperanza para aquellos que nunca han satisfecho esta hambre con palabras?
Sí. Aquel chico lee casi cada día. La chica que es maestra lee cuentos a sus alumnos cada viernes, cada semana. Si alguna vez se olvida, los niños no tardan en recordárselo.
¿Y qué ocurre con el escritor, con el poeta? Con la llegada del verano, volverán a verdecer. Y una vez más serán engullidos por sus historias y poemas, que acabarán volando en todas las direcciones, igual que las mariposas. Una y otra vez.
Texto original: Peter Svetina.
Traducción: Barbara Pregelj

miércoles, 1 de abril de 2020

"El bosque prohibido" de Judith Rossell


El bosque prohibido

Texto e ilustración:

Judith Rossell

Traducción: Xesús Fraga

Editorial Edelvives

Colección Los misterios de Stella 
Montgomery

ISBN: 9788414022429

135 x 205 mm, 312 páginas

11, 30 €, (+ 8 años), 2019.

Por José R. Cortés Criado.

“- Pero somos hermanas. Somos idénticas.

 - Lo que en realidad sois es dos caras de la misma moneda.” Judith Rossell: El bosque prohibido.


La protagonista de esta historia es Stella Montgomery, y es una pobre niña, que vive algo desencantada, con sus tres tías, a cual más horrible. Su vida es triste, oscura, aburrida y desesperante, ya que las tres señoras le hacen la vida muy penosa.

Los consejos que recibe de un libro de lectura que le regalaron sus tías son horripilantes. Todos sus protagonistas, niños y niñas, fallecen o son atrapados por un monstruo o sufren dolores…por no hacer caso de los mayores. No hay ninguna historia con final feliz.

Menos mal que deciden deshacerse de ella y la mandan a una vieja casa donde viven dos primos suyos. Para las tías es una liberación, para la niña una puerta de libertad, aunque desconoce su destino y las personas con las que convivirá.

La pequeña llega, no sin sobresaltos, a una casa enorme, algo descuidada, que tiene un halo y una leyenda de misterio. No sale de su asombro y se teme lo peor; no encontró durante el viaje a ninguna persona agradable, todos la miran con recelo y la tratan de forma seca.

Es bien acogida por sus dos primos, él, de su edad; ella, más pequeña; la institutriz que los educa es seria pero amable; la señora que cuidad la entrada de la casa es seca y malhumorada, pero es bien acogida aunque todos los personajes son bastantes extraños.
Su primo anda inventado aparatos poco útiles e indagando dónde se va el calor de la calefacción, porque a pesar del consumo de carbón, la casa está fría; su prima no pronuncia palabra alguna, se comunica perfectamente con los animales, tiene un armiño y un albatros como mascotas y amigos.

La casa es un edificio vetusto, sin luz eléctrica, perteneció a un antepasado suyo con gustos extraños, gran viajero, enorme aventurero y amante de lo exótico. La casa tiene cuarenta y seis habitaciones, muchas de ellas desconcordias para los niños, así como otros espacios donde se almacenan semillas, botes de cristal con seres conservados en formol, animales disecados y muchas piezas de extrema rareza que su propietario fue almacenando a lo largo de los años. Además hay un monstruo que aparece algunas veces y hace desaparecer a quien se le acerca.

En ese espacio transcurre la vida de esta niña que busca sus orígenes en aquella casa; allí estuvo ella con su mamá y su hermana gemela siendo un bebé. De ellas no sabe nada, cuando preguntaba sus tías le decían que eso era de mala educación; en el pueblo nadie quiere hablar de esa mujer, ni de una niña casi transparente que aparece de vez en cuando, ni del búho que presencia casi todo lo que ocurre, ni del niño de luz que tiene la pastelera en su casa; en fin, una serie de elementos paranormales que pueden asustar a los niños, aunque Strideforth, su primo, dice que ni los fantasmas ni los monstruos existen.

A lo largo de las páginas el lector irá descubriendo los orígenes de la protagonista, su gran secreto, los misterios que encierra la casa, el monstruo que habita en una zona húmeda del bosque y por qué aparece en determinadas épocas.

Además vivirá momentos de angustia y desespero, se sentirá perseguido por el monstruo, observado por alguien que no se ve pero se presiente, sentirá el frío de la noche, la lluvia caer sobre su cuerpo, oirá los gritos de la noche y sentirá unas enormes ganas de seguir leyendo.

La novela está escrita de tal forma que se lee sin descanso. Judith Rossell sabe atrapar al lector en cada capítulo, y dejar la intriga abierta al final del mismo para que enseguida empieces a leer el siguiente.

Y es que sin darte cuenta sientes que has viajado a la Inglaterra victoriana, compartes supersticiones y miedos a lo desconocido de aquella época y sientes que algo poco agradable va a suceder en el reglón siguiente, que te inquieta.

Me ha gustado mucho la lectura de El bosque prohibido, sus más de trescientas páginas se hacen cortas.





lunes, 30 de marzo de 2020

"Everest" de Angela Sangma Francis

Everest
Teto: Angela Sangma Francis
Ilustración: Lisk Feng
Editorial SM
ISBN: 9788491820659
80 páginas, (+6 años)
15,95 €, 2019.




Por José R. Cortés Criado.



A pesar de su aparente fortaleza, el Everest forma parte de un delicado entramado vital que habita nuestro planeta, al que también nosotros pertenecemos”. Angela Sangma Francis. Everest.

Curioso álbum divulgativo de gran tamaño que nos acerca a la montaña más alta del mundo. Paso a paso el lector se adentra en el mundo del alpinismo a través de pequeños textos que amplían nuestro conocimiento del Everest.

El libro está dividido en cinco apartados. El primero es la Introducción, aquí se recibe información de lo que hay bajo la superficie terrestre, de cómo se formó la cordillera del Himalaya y nos explica cómo se mide una montaña.

El segundo titulado La montaña vista desde abajo, nos acerca a tan impresionante cordillera y nos informa de la vegetación boscosa de la zona, de cómo se vive al pie de esa montaña considerada por algunos sagrada, conoceremos al pueblo sherpa del valle del Khumbu y la leyenda de Shambhala.

El tercero, El mundo alpino, además de explicar el significado de este término, habla de la fauna alpina, de los glaciares, del yak, de la leyenda de Ganga y nos comenta cómo tiene que ser un alpinista, cómo hay que aclimatarse a la altura y la necesidad de las máscaras de oxígeno.

El cuarto se ocupa de la manera de ascender a la montaña, nos avisa del peligro, de la dificultad de escalar sus diferentes caras, de los intentos para alcanzar la cima, del primer intento exitoso y de los inventos ideados para sobrevivir en el Everest.

El quinto nos traslada a lo más alto de la montaña, comenta cómo el hombre lucha contra la naturaleza, de la basura acumulada allí, del famoso Yeti, para dejarnos pensar en lo que diría el Everest si pudiese hablar.

Al final hay un glosario muy interesante para los neófitos en el tema, empieza con la aclimatación y termina con la troposfera, pasando por budismo, ecorregión, glaciares, monzón o teodolito.

Además hay datos curiosos tales como la diferencia de nombre de la cordillera, según la nombren los tibetanos o los napalíes; compara la altura de distintos montes de la cordillera, nos explica cómo se mide la altura de un monte, de las nuevas especies descubiertas en su entorno, de los templos existentes, de la fauna, del calentamiento global, los sistemas de respiración, de las cinco diosas llamadas Hermanas de la Larga Vida, de las fechas claves en su escalada, de sus protagonistas, del material necesario para escalar y de las aves que anidan fuera del alcance de los hombres.

Es un curioso libro divulgativo que acapara la atención de los lectores ávidos de saber y conocer y de los simplemente curiosos, porque al final acabará sabiendo muchas cosas nuevas sobre el Everest, su entorno y las dificultades para alcanzar su cima, aunque hoy hay casi cola para subir a él.

El texto de Sangma Francis está ilustrado por Lisk Feng, con dibujos sencillos con una gama de colores suaves, predominando los azules y los rojos, además de los diferentes tonos de blanco.



sábado, 28 de marzo de 2020

"Verbo" de Carlos Peramo

Verbo
Texto: Carlos Peramo

Editorial Bambú
Colección: Jóvenes lectores
ISBN: 978-84-8343-594-6
145 x 210 mm, 104 páginas
8 €, (+ 10 años) 
2020.


Por José R. Cortés Criado.

Y lo más maravilloso es que todo, absolutamente todo, se hace visible y se puede transmitir con palabras. Por eso las palabras son tan importantes, porque aquello que no podemos nombrar no existe”. Carlos Peramo: Verbo.

Cierto día Maure decide cambiarse el nombre, desde ese momento se llamará Verbo. Este cambio surge cuando su abuela, maestra, le explica algunos conceptos gramaticales y comprende que su forma de ser es como ese elemento morfológico, él siempre está actuando, y como es el que lleva la voz cantante entre sus amigos diciendo qué hay que hacer en cada momento, pues su nuevo nombre le viene como anillo al dedo.

Y sus amigos, como no van a ser menos también se apuntan al cambio. El que siempre dice cómo son las cosas y les pone cualidades, pasa a llamarse Adjetivo, aunque él prefiere darle un toque especial a su nombre, así que se llamará AdG; y su otro amigo, el que siempre dice dónde y cómo hacer las cosas, pasará a llamarse Adverbio, pero como es muy largo lo apocopa en Adver.

Estos tres niños de once años están iniciándose en la vida y quieren hacerse mayores a toda prisa, no comprenden esos conceptos como ser menor de edad, disponer de autorización, tener un trabajo...para poder irse a vivir a un piso con sus amigos.

Ese es el sueño de Maure, hacer lo mismo que su hermana mayor de edad, que se independizó de la vivienda familiar y se fue a vivir con dos amigas, para conseguirlo piensa cómo alquilar una casa sin que lo vean, basta con que su hermana mayor se hiciese pasar por ellos a la hora de alquilar, para Maure es suficiente, aunque su hermana intente explicarle que eso es imposible.

Al final deciden construirse una casa, para ello consiguen la ayuda de la abuela y cuando pasan el primer fin de semana en lo podríamos llamar su nueva vivienda, los tres amigos comprenden que tienen que esperar hasta ver cumplidos sus sueños de abandonar el nido familiar y que eso de buscar alimentos, trabajo, dinero...es cosa de mayores.

Amena historia la de Carlos Peramo que nos habla de la importancia de crecer y hacerse mayor, y de las dificultades que todos hemos encontrado a lo largo de nuestras vidas para ver nuestro sueño hecho realidad.

Los tres amigos aprenden, en su afán por emanciparse, cómo es la vida de un menor de edad, las dificultades de emanciparse antes del tiempo marcado por ley, los problemas a los que hay que enfrentarse cuando se es mayor de edad, lo complicados que son los mayores con sus normas y lo fácil que sería la vida si dejasen a los niños hacer lo que quisiesen.

La novela se lee de un tirón, te hace pensar en la infancia perdida y sonríes leyendo la lógica con la que se desenvuelve Maure, que ve pausible falsificar un contrato de alquiler, trabajar en una tienda o montar un negocio, es que al protagonista no lo detiene nadie en su afán por ser mayor.

Seguro que gusta a los jóvenes lectores ansiosos de que corra el tiempo para poder hacer y deshacer a su antojo lo que consideren mejor para sus vidas; y espero que sepan valorar los consejos de la abuela cuando les dice que deben acudir a la escuela para alimentar su cerebro, formarse y ser capaces de vivir con independencia de sus familias.





viernes, 27 de marzo de 2020

"El ritmo es la vida" de José R. Cortés Criado.

EL RITMO ES LA VIDA de José R. Cortés Criado.


Otra experiencia que puede servir como modelo a los que pretenden hacer amar los libros a su alumnado. Fue publicado en su día en una revista de la editorial SM, Vapor, y creo que sigue teniendo valor. 




Cuando te preocupas de formar buenos lectores, debes de ideártelas muy bien, para conseguir que chavales de 2º de ESO, (doce-trece años) que no aman la lectura y la consideran un rollazo de campeonato, se lean un libro, pero cuando lo consigues, que contento te sientes, sobre todo si al final hasta se enteraron del libro y te piden otro de características similares.

Es difícil hacerles ver a los alumnos/as el ritmo que contienen las letras, las palabras, las oraciones, los párrafos, los capítulos, etc. si no tienen nociones de música y si tan siquiera han oído hablar del ritmo.

Esta experiencia que vamos a narrar, la llevamos a cabo en el C.P. Vicente Aleixandre de Torre del Mar (Málaga), el curso 1997/1998, dentro de las actividades programadas por el taller de animación a la lectura del centro.

El libro elegido fue “Sin máscara” de Alfredo Gómez  Cerdá, entre otros motivos porque conocíamos al autor y porque al grupo le había gustado mucho “Pupila de águila” otro título escrito por la misma persona.

Los protagonistas principales son Roberto y Luna, que además de ser compañeros de instituto, entre otras cosas, tienen en común su amor por la música.

El primero, estudia violín y le gusta la música clásica, a la segunda le gusta Rosendo y nunca se paró a escuchar un concierto de música seria. Además son de ambientes socioculturales distintos. El chaval, de familia acomodada, del que todos esperan que llegue a ser un maestro del violín; la chavala vive rozando la marginalidad en algunos aspectos, pero entre ellos surge una sincera amistad, frente a una realidad llena de hipocresías sociales.

Una vez leído el libro, se me ocurrió celebrar una sesión de animación a la lectura, donde la música fuese la protagonista, para ello, nada mejor que contar con alguien que ame la música , así fue como Pepe, alumno de prácticas en el colegio, se presentó ante ellos, diciendo que era amigo de Luna, pero que venía a hablar en nombre de Roberto, porque aunque físicamente eran muy distintos, tenían en común la pasión por la música, la búsqueda de la sinceridad y el amor por los libros.
                       
“A mí me gustan los libros y Roberto forma parte de uno de ellos, por eso me ha pedido que os hable de la música y de lo que ella tiene, para que haya personas como nosotros, a las que nos apasiona tanto, aunque también en el campo musical somos muy diferentes, nuestro amigo toca el violín, yo el bajo eléctrico; él interpreta música clásica, yo toco en un grupo de rock, pero lo genial, es la música en sí y no un estilo concreto.

Si os preguntase qué es la música, seguramente me responderíais haciendo referencia a la radio, a lo que veis en televisión, a lo que oís en la calle, a lo que está de moda, etc., pero probablemente no os habréis preguntado qué es en realidad la música y de dónde viene. Pues bien, es más sencillo de lo que os podéis imaginar, y a la vez muy importante para todos y todas, porque la música somos nosotros. El corazón lleva siempre un ritmo, al caminar llevamos un ritmo, al hablar, entonamos con ritmo, luego nosotros somos ritmo.
                       
La mejor forma de apreciar la música es haciéndola uno mismo. Existe un instrumento fundamental para esto, muy fácil de utilizar, es la voz. Desde siempre la voz ha sido el instrumento más utilizado, por dos razones, es el más fácil y el más perfecto.

También hay otro instrumento muy sencillo con el que podemos crear muchas melodías, es la flauta, para que la conozcáis os vamos a interpretar una de las grandes obras clásicas “El bolero” de Ravel”.

Una vez oída la pieza, los alumnos/as se quedaron sorprendidos de cómo un instrumento tan simple puede hacer surgir una melodía tan bonita.
                       
“La música, junto con la literatura, es quizás el mejor medio artístico para expresar los sentimientos, para que entendáis  lo que os digo, he invitado al guitarrista de mi grupo, que os va a enseñar cómo, con la guitarra, se puede intentar expresar lo que queráis”.
                       
El guitarrista expresó los sentimientos que el público le pidió, tristeza, alegría, pena,..a la vez que explicaba como lo conseguía y los oyentes valoraban su consecución.
                       
“Como habéis comprobado, la música está especialmente relacionada con la literatura, el ejemplo lo encontramos en todas las canciones que escuchamos normalmente, no son más que una poesía a la que se le pone música, pero este proceso no se hace de cualquier manera, sino que hay que tener en cuenta los sentimientos que queremos expresar, que lo que se dice vaya en consonancia con el “cómo se dice.
                       
“A la vista de esto, estaremos de acuerdo en que no es tan difícil hacer música, casi os diría que basta con que lo sintáis y tengáis algo que expresar, junto con un poco de conocimientos musicales. Algunos pueden tener la suerte de Roberto y estudiar música con buenos músicos, pero otros “nos hemos tenido que buscar la vida” para aprender solos, leyendo muchos libros y viendo como tocan los demás. ¡Ánimo, la literatura y la música están en vosotros y vosotras”.
                       
Finalizada la sesión, los alumnos/as valoraron la experiencia llevada a cabo como muy positiva, ya que les había abierto el sentido del oído y habían comprobado lo fácil que resulta marcar el ritmo en la vida y lo difícil que es hacerlo con un instrumento musical o con las palabras.
                       
También aprovechamos para valorar el libro, haciendo especial hincapié en los pasajes donde la música toma protagonismo. Desde ese momento, la mayoría de la clase entiende y comprende mejor la actitud de Luna respecto a la música y al futuro de Roberto, aceptando el final del libro como consecuente con el pensamiento de la protagonista.
                       
No queremos desvelar el final del libro, porque conllevaría la perdida de interés en llegar hasta el último capítulo, pero sí insistir, en que el final es considerado por los alumnos/as un poco controvertido y crea disparidad de opiniones, pero que después de esta actividad, fue mejor asumido por los lectores, especialmente por las lectoras.
                       
En el desarrollo de esta experiencia han participado junto con el autor de este artículo, Amelia Cruz Tobaruela, estudiante de Educación Musical y Antonio Alarcón Lozano, guitarra del grupo musical Mare crisium y Fco. José Fernández Triano, estudiante de Educación Musical 

                     

jueves, 26 de marzo de 2020

"Billy Janet" de Julia Donaldson


Billy Janet
Texto: Julia Donaldson
Ilustración: Axel Scheffler
Traducción: Roberto Vivero Rodríguez
Editorial BruñoISBN: 978-84-696-2691-7
255 x 290 mm, 32 páginas
15 €, (+ 3 años), 2020.


Por José R. Cortés Criado.


Juega con los coloraditos, juega con los azulones. ¡Juega con todos los amigos que quieras tú!” Julia Donaldson: Billy Janet.



Esta historia transcurre en un planeta lejano, donde viven dos pueblos algo distintos, unos son rojos y otros son azules; entre los primeros estaba la joven Janet, y entre los segundos, Bill.

Ambos jóvenes fueron educados por los más ancianos, y se supone que sabios, de sus comunidades en un odio irracional hacia el diferente. Está claro que los distintos son temidos por los otros.

Y no es para menos, unos tienen pelos en la cabeza, otros tienen antenas; unos duermen en agujeros, otros en casas; unos tienen zapatos muy feos, otros disfrutan bañándose en el lago, otros saltando...

Pero cierto día Janet y Bill se encontraron en el Bosque Encantado donde crecen árboles y plantas maravillosas, y jugaron y cantaron y se contaron cuentos y...claro, los ancianos no lo vieron bien, cada uno fue llevado a su espacio y siguieron las advertencias de que el otro es feísimo y peligroso.

Pero el amor es más fuerte y los jóvenes deciden fugarse. Las familias se culpan mutuamente y como aquellos se fueron con el cohete de los rojos, ambas familias debieron viajar en el cohete de los azules, poco a poco se fueron conociendo y vieron que no en tan peligrosos. Viajaron de planeta en planeta, vieron lugares diferentes, maravillosos, coloristas, conocieron otros seres vivos con aspectos muy variados.

Al final encontraron a la pareja, y comprobaron que no estaba sola, ahora eran tres y lo más curioso era el aspecto de su retoño, sobre todo su color, pensad si se mezclan el rojo y el azul qué color podría resultar. Desde entonces hicieron las paces, eliminaron los viejos temores y viven felices y contentos.

Sencilla historia de seres de otras galaxias para hacernos reflexionar sobre la importancia de conocer a los vecinos, aceptar las diferencias como algo natural y enriquecedor y no dejarnos llevar por falsos prejuicios.
Los textos, sencillos y breves, juegan con la tipología de las palabras, su tamaño y forma para animar la lectura que se ve acompañada de unas excelentes ilustraciones a todo color ricas en detalles. Así que podemos ver seres extraños con antenitas, ojos, cuernos o pelos en la cabeza, cuerpos similares, piernas y pies variados y gustos bastantes diferentes.

Las ilustraciones son las que dan un toque especial al cuento, y no solo por los personajes, también por las plantas, árboles, insectos, aves y demás seres que pueblan estos planetas únicos y ricos en matices.

Si quieres conocer otros cuentos ilustrados de estos autores pincha aquí.